Los pupilos de Ancelotti no estuvieron acertados en tareas ofensivas

Los pupilos de Ancelotti no estuvieron acertados en tareas ofensivas, pese a su insistencia en el tramo final, y sufrieron mucho con las contras del anfitrión. El cuadro blanco, de esta forma, encadena tres partidos sin conocer la victoria después del Villarreal (0-0) y el Sheriff (1-2).

El Espanyol, por su parte, suma su segundo triunfo de la temporada y da un golpe sobre la mesa tras un inicio de curso complicado, justo antes del parón de liga por los compromisos internacionales.

El duelo arrancó con igualdad. Un error de la defensa blanquiazul propició el primer aviso de Benzema sobre la portería de Diego López a los cinco minutos. La primera del Espanyol llegó de la mano de Embarba, con un disparo cruzado que desvió Courtois. El intercambio de golpes no dibujaba un dominador claro.

De hecho, el anfitrión fue el que se adelantó en el marcador. Raúl de Tomás, en el minuto 17, remató con contundencia un centro de Embarba, muy activo en ataque, que se fue de Alaba por la banda. La diana animó a los locales, que no se echaron atrás y buscaron ampliar la ventaja.
Artículo Anterior Artículo Siguiente